Regular

sin Cavani estamos en el horno.